30 ene. 2013

Sexualidad y violencia de la mujer medieval – Estado de la cuestión (2003 – 2013)

En esta última década la historiadora María Teresa López Beltrán ha centrado sus investigaciones en la sexualidad ilícita que existía dentro de la sociedad medieval.  Dentro de los usos y costumbres de dicha sociedad, el acto sexual no sólo tenía lugar en el seno del matrimonio canónico existiendo también otras situaciones posibles como la de la barraganía, el amancebamiento, el adulterio, la bigamia o la prostitución.
En 2006 se publicó un libro colectivo, coordinado por Ricardo Córdoba de la Llave, donde se presentaba el estado de la cuestión del estudio de temas tan actuales como la violencia de género, los malos tratos en el seno de la familia, la infidelidad, la violación, la exclusión social, la prostitución o el comercio sexual en España entre la Edad Media y la época moderna. En dicha obra Iñaki Bazán estudió el papel de la mujer medieval europea dentro del mundo de la delincuencia y de la justicia penal y destacó que la brujería y el infanticidio constituyeron delitos claramente femeninos durante el Renacimiento sin olvidar otros como el aborto, el envenenamiento, la prostitución clandestina, el adulterio, la injuria e, incluso, el hurto. En esta misma obra citada Cristina Segura Graiño hace una primera aproximación a la homosexualidad femenina en el Medievo y puntualiza que en esa época la relación íntima entre mujeres se silenciaba, lo cual dificulta en gran medida llevar a cabo una investigación al respecto.
En el mes de noviembre de 2007 se celebró en Durango (Vizcaya) un coloquio que quería reflexionar sobre la violencia de género en época medieval, cuyas actas se publicaron un año después en la revista Clío & Crimen. En dicho coloquio Cristina Segura presentó un estado de la cuestión del tema de la violencia sobre las mujeres donde aclaró algunos términos y mostró cuáles son las fuentes y métodos de trabajo y las posibles líneas de investigación. Mientras Juan Miguel Mendoza Garrido habló del adulterio como tema literario pero, sobre todo, de la consideración que tenían de las mujeres adúlteras las fuentes jurídicas castellanas sin olvidarse de las eclesiásticas. En este mismo coloquio citado Ricardo Córdoba de la Llave hizo una pequeña reflexión sobre las investigaciones llevadas a cabo en Europa sobre la violación durante la Baja Edad Media mencionando los estudios que se han hecho en Inglaterra, Avignon, Venecia o Valencia.
Un tema que se ha investigado mucho en los últimos años dentro de la Europa bajomedieval y moderna es el de la prostitución donde se pueden encontrar aportaciones muy valiosas. Las prostitutas han sido estudiadas a través de las fuentes escritas donde los investigadores se han centrado en aspectos como la jurisdicción, la situación previa de estas mujeres que hicieron que vendiesen su cuerpo, el burdel y sus alrededores como lugares habituales de violencia (riñas, robos y crímenes), el papel que tuvieron las alcahuetas y los rufianes, la manera distintiva de vestir de las propias prostitutas y lo que cobraban por sus servicios (véase los últimos trabajos de Córdoba de la Llave, López Beltrán, Molina Molina y Waiman). Algunas de las ciudades donde se ha estudiado el tema de la prostitución son: Palencia, Valladolid, Málaga, Córdoba, Sevilla, Salamanca, Murcia y Zaragoza.
Otro tema que ha suscitado mucho interés dentro de la historia de la mujer en época bajomedieval y moderna ha sido el homicidio de la mujer acusada de adulterio y cometido por el marido y que López Beltrán y Córdoba de la Llave han podido documentar bastante bien en el reino de Castilla durante el siglo XV. Mientras que Bazán ha apuntado que el uxoricidio por parte del marido de la mujer adúltera y el amante de ésta era legal, no tenía ninguna sanción penal, e, incluso, llegaba a contar con la comprensión y el beneplácito de la sociedad y la familia de la propia víctima.
En los últimos años se han intensificado las investigaciones sobre el embarazo y el parto desde el punto de la Medicina, la Literatura y el Derecho canónico y civil. Estas problemáticas se están analizando gracias a las fuentes escritas, iconográficas y arqueológicas. Estos estudios también incluyen los anticonceptivos, el aborto y el infanticidio (véase los últimos trabajos de Alexandre – Bidon y Closson, Raspi y Corrales).
Recientemente Fernando Villaseñor Sebastián ha estudiado la representación de la obscenidad y la lujuria en el arte y la literatura de época medieval donde ha podido encontrar ejemplos de imágenes pornográficas (órganos sexuales masculinos y femeninos hiperbolizados, coitos, explícitos actos homosexuales, etcétera). Arqueólogos e historiadores del arte han documentado personificaciones de órganos sexuales en excavaciones arqueológicas llevadas a cabo en rutas de peregrinación de Inglaterra, los Países Bajos, el oeste de Francia y el norte peninsular (Cantabria, norte de Palencia, Navarra y Cataluña).
En 2010 Eukene Lacarra Lanz publicó un artículo donde presentaba los resultados de una investigación que ha llevado a cabo acerca de lo que se conoce como incesto marital. Las fuentes que ha utilizado son textos literarios, las fuentes eclesiásticas y la legislación civil. También ha estudiado casos concretos como el matrimonio de Berenguela de Castilla y el rey Alfonso IX de León o el de los Reyes Católicos y sus hijos.
En la actualidad apenas hay estudios realizados referentes a la aplicación de la pena de muerte a la mujer aunque Iñaki Bazán ha documentado algunos casos de ahorcamiento, sobre todo, por delitos de sodomía; de muerte en la hoguera tras ser condenadas por falsificación de monedas, herejía, hechicería o brujería.

BIBLIOGRAFÍA CONSULTADA:
ALEXANDRE-BIDON, Danièle y CLOSSON, Monique (2008): La infancia a la sombra de las catedrales. Zaragoza.
CÓRDOBA DE LA LLAVE, Ricardo (coord.) (2006): Mujer, marginación y violencia de la Edad Media y los tiempos modernos. Córdoba.
-          (2008): “Consideraciones en torno al delito de agresión sexual en la Edad Media”. En Clío & Crimen, nº 5, pp. 187 – 202.
CORRALES, Julio César (2011): “Representaciones sobre el aborto y el infanticidio en la literatura medieval hispánica.” En ARROÑADA, Silvia; BAHR, Cecilia y ZAPATERO, Mariana (ed.) (2011): Cuestiones de Historia Medieval. Buenos Aires, Vol. 2, pp. 167 – 186.
LACARRA LANZ, Eukene (2010): “Incesto marital en el derecho y en la literatura europea medieval.” En Clío & Crimen, nº 7, pp. 16 – 40.
LÓPEZ BELTRÁN, María Teresa (2006): “La sexualidad ilícita, siglos XIII – XV.” En MORANT, Isabel (Dir.) (2006): Historia de las mujeres en España y América Latina. I. De la Prehistoria a la Edad Media. Madrid, 2ª edición, pp. 675 – 690.
MENDOZA GARRIDO, Juan Miguel (2008): “Mujeres adúlteras en la Castilla medieval. Delincuentes y víctimas.” En Clío & Crimen, nº 5, pp. 151 – 186.
MOLINA MOLINA, Ángel Luis (2008): “La prostitución en la Castilla bajomedieval.” En Clío & Crimen, nº 5, pp. 138 – 150.
RASPI, Eduardo Marcos (2011): “Algunas consideraciones sobre infanticidio, aborto y abandono durante la Edad Media”. En ARROÑADA, Silvia; BAHR, Cecilia y ZAPATERO, Mariana (ed.): Cuestiones de Historia Medieval. Buenos Aires, Vol. 2, pp. 155 – 165.
SEGURA, Cristina (2008): “La violencia sobre las mujeres en la Edad Media. Estado de la cuestión.” En Clío & Crimen, nº 5, pp. 24 – 38.
VILLASEÑOR SEBASTIÁN, Fernando (2009): “Obscenidad en el margen.” En MONTEIRA ARIAS, Inés; MUÑOZ MARTÍNEZ, Ana Belén y VILLASEÑOR SEBASTIÁN, Fernando (ed.) (2009): Relegados al margen: marginalidad y espacios marginales en la cultura medieval. Madrid, pp. 101 – 113.
WAIMAN, David (2011): “Marginalidad en la Edad Media.” En ARROÑADA, Silvia; BAHR, Cecilia y ZAPATERO, Mariana (ed.): Cuestiones de Historia Medieval. Buenos Aires, Vol. 2, pp. 541 – 562.

28 ene. 2013

Patinaje artístico: Rusia, Canadá, Estados Unidos y Francia


Tatiana Volosozhar (Ucrania, 22 de mayo de 1986) y Maxim Trankov (Perm, Rusia, 7 de octubre de 1983) son una pareja de patinadores de Rusia que se formó en mayo de 2010. Son entrenados por Nina Mozer y Stanislav Morozov. Sus coreógrafos son Nikolai Morozov y Ellen Miller. Entrenan unas 40 horas semanales en Moscú, Estados Unidos e Italia. Se han proclamado campeones de Europa en la categoría de parejas en Sheffield (Inglaterra) a finales de 2012 y en Zagreb, capital de Croacia, el pasado jueves 24 de enero de 2013. Han sido subcampeones mundiales en  Tokio en 2011 y en Niza en 2012. Maxim Trankov ha perdido hace apenas diez días a su padre. La fotografía pertenece al programa libre de la temporada 2012 – 2013 con música de violín. (Fuente: Internet).
Tessa Virtue (Londres, Ontario, Canadá, 17 de mayo de 1989) y Scott Moir (Londres, Ontario, Canadá, 2 de septiembre de 1987) son una pareja de patinadores canadienses en la categoría de danza que se formó en 1997. Son entrenados por Marina Zueva y Johny Johns. Su coreógrafa es Marina Zueva. Entrenan 35 horas semanales en los Estados Unidos. Fueron campeones olímpicos en los Juegos Olímpicos de Invierno de Vancouver 2010. Se han proclamados campeones mundiales en 2010 y en Niza en 2012. Fueron subcampeones mundiales en 2008 y en Tokio en 2011. Tessa Virtue es estudiante de Psicología. La fotografía pertenece al programa libre de la temporada 2012 – 2013 con música de la ópera Carmen de Bizet. (Fuente: Internet).
Meryl Davis (Minnesota, Estados Unidos, 1 de enero de 1987) y Charlie White (Minnesota, Estados Unidos, 24 de octubre de 1987) son una pareja de patinadores estadounidenses en la categoría de danza que se formó en 1997. Sus entrenadores y coreógrafos son Marina Zueva y Oleg Epstein. Entrenan unas 31 horas semanales en Minnesota (Estados Unidos). Fueron subcampeones olímpicos en los Juegos Olímpicos de Invierno de Vancouver 2010. Han sido campeones mundiales en Tokio en 2011. Han sido subcampeones mundiales en 2010 y en Niza en 2012. Charlie White es estudiante de Ciencias Políticas. La fotografía pertenece al programa libre de la temporada 2012 – 2013 con música de Notre – Dame de París. (Fuente: Internet).
Nathalie Péchalat (Rouen, Francia, 22 de diciembre de 1983) y Fabian Bourzat (Nantes, Francia, 19 de diciembre de 1980) son una pareja de patinadores franceses en la categoría de danza que se formó en el año 2000. Son entrenados por Anjelika Krylova y Pasquale Camerlenzo. Suelen entrenar unas 23 horas semanales en los Estados Unidos aunque entre el verano de 2008 y el mes de mayo de 2011 entrenaron en Moscú con Alexander Zhulin. Fueron campeones europeos en Berna (Suiza) en 2011 y en Sheffield (Inglaterra) en 2012. La fotografía pertenece al programa corto de la temporada 2012 – 2013 con música de polca y vals. (Fuente: Internet).

25 ene. 2013

Fragmento II - 4ª Novela (sin título)

"Se habían sentado en el sofá. Hojeaban una revista de cotilleo que Belén había comprado en el aeropuerto de Sevilla.
- ¿Cuál te parece más atractivo de todos? - Le preguntó con interés Belén a Amanda.
Amanda señaló a uno y Belén la miró con complicidad.
- A lo mejor te has cruzado con él por la calle y no te has percatado. - Comentó Belén.
- Lo dudo. - Dijo Amanda con seguridad.
- Imagínate que por casualidad lo conoces y que se enamora de ti... - Insinuó Belén.
- ¡No digas tonterías! - Dijo Amanda. - Estocolmo es una gran ciudad y apenas existe la posibilidad de que pase lo primero y muchísimo menos lo segundo. No creo que se fije en alguien tan insignificante como yo. - Explicó Amanda. - Además, no quiero arriesgar mi relación con Hakon por un príncipe.
Belén sonrió. Sabía lo difícil que fue para Amanda dejar a Sergio y empezar una nueva relación con Hakon.
- Me gusta el vestido que lleva esta joven. - Comentó Belén que había pasado algunas páginas de la revista hasta llegar a la noticia de una boda.
- Yo lo tengo muy parecido, por no decir igual.- Comentó Amanda. - Ella es muy guapa y su pareja no está nada mal. - Añadió con una sonrisa de complicidad.
De repente, se fijó en la fotografía, cogió la revista y miró a la mesa del comedor donde Hakon estaba con el ordenador.
- ¿Habrá escuchado la conversación? - Pensó alarmada Amanda.
Belén miró con preocupación a su amiga.
- ¡No puede ser! - Exclamó Amanda con incredulidad. - ¡Belén, fíjate aquí! - Amanda señalaba con el dedo al hombre de la fotografía.
Amanda se asustó aún más al leer la noticia. Hablaban de ella pero la nombraban como Amanta del Val. Ella había estado en esa boda dos semanas antes y ese vestido lo tenía en el armario. No entendía nada y necesitaba que Hakon se lo explicase aunque ahora dudaba de él y no sabía si romper la relación que mantenía con Hakon."

Elena Velarde
19 abril 2010

23 ene. 2013

"Tras la pasarela" (Candace Bushnell)


(Leído entre diciembre de 2012 y enero de 2013)

Portada de la edición estadounidense de Tras la pasarela (2003), tercera novela de Candace Bushnell, autora de Sexo en Nueva York (1996), Mujeres de Manhattan (2005), Quinta Avenida (2008) y Los diarios de Carrie (2010). (Fuente: Wikipedia).
No esperaba mucho de esta novela pero su lectura se me ha hecho muy tediosa. Todos los personajes me han parecido superficiales, antipáticos, materialistas e hipócritas y ninguno de ellos ha logrado caerme bien y tampoco he conseguido identificarme con ninguno de ellos.
Aquí os dejo la sinopsis de la novela sacada de la contraportada de la edición de bolsillo que Booket publicó en mayo de 2009:
La heroína de Tras la pasarela, Janey Wilcox, es una modelo de lencería cuyas expectativas suelen estar siempre fuera de su alcance. Sin embargo, el verano del año 2000 fue sin duda su momento. Convertida en la nueva imagen de Victoria’s Secret, Janey por fin accede a ese mundo de glamur, riqueza y escasos principios que tanto anhelaba. Pero ciertas fuerzas ocultas conspiran para hundirla, lo que la obligará a reflexionar sobre el amor y la amistad y a plantearse hasta dónde está dispuesta a llegar para alcanzar sus sueños.
Tras la pasarela es una novela tan entretenida como abrasiva e ingeniosa. Una vez más Candace Bushnell, a quien el Daily Telegraph considera una “Jane Austen con Martini”, cambiará nuestra percepción de Nueva York y de las amistades femeninas.
(Fuente: Elaboración propia).
Compré la novela porque quería conocer el punto de vista de Candace Bushnell del mundo de la moda y tenía interés en leerlo porque pensaba que a lo mejor veía a las modelos desde otra perspectiva. Yo no podía estar más equivocada. Esta novela refleja que las modelos son sólo algo físico y que más de una puede acabar convirtiéndose en una prostituta de lujo. Sus páginas también muestran que en el mundo de la moda hay una intensa vida sexual y que el sexo es muchas veces la única forma de conseguir un trabajo y nuevos ingresos. Pero las escenas sexuales son siempre las mismas resultando monótonas y aburridas, además, de que reflejan un problema de sinonimia y de simpleza lingüística.
Otra cosa que se refleja muy bien en la novela es el hecho de que en el mundo de la moda y en el de la alta sociedad de Nueva York es mucho más importante el aparentar que el ser. Se nombran marcas de lujo, algunas muy conocidas para todas y otras bastantes desconocidas, que a mí me han acabado chirriando y molestando su lectura.
La edición española de bolsillo de Tras la pasarela tiene 619 páginas, de la que se pueden eliminar la mayor parte de ellas porque no aportan nada y son sólo un relleno inútil que hace que la lectura sea bastante pesada. Pienso que la historia que cuenta se podría haber escrito en poco más de 200 páginas.
Al ser una novela que se desarrolla casi todo el tiempo en Nueva York las menciones a las diferentes avenidas, calles y parques de Manhattan son habituales, al igual que el hecho de que la primera parte se desarrolla en los Hamptons. Parte del libro transcurre en París y en diferentes lugares bañados por el mar Mediterráneo. La novela termina en una de las muchas fiestas que Hollywood celebra tras la ceremonia de los Oscars en los restaurantes de mayor lujo de Los Ángeles. También se mencionan otros lugares como Malibú, Milán o Connecticut.

Valoración “Tras la pasarela” (Candace Bushnell):
2/10

21 ene. 2013

Regalo literario de mi 26 cumpleaños

El pasado sábado, día 19 de enero (el 19 de mi cuenta de Twitter es por el día que nací), fue mi cumpleaños y éste ha sido el primer año que lo he celebrado en el mismo día con familia (comida) y con amigos (cena). Casi todo lo que me han regalado este año ha sido ropa pero ha habido un par de libros aunque uno de ellos está en camino y cuando llegue le dedicaré una entrada.
El libro que me dieron en mano el sábado es de la editorial "Debols!illo" publicado en 2012. Según la portada, es un "best-seller" aunque yo no recuerdo haberlo visto en las librerías ni en ninguna publicación especializada en Literatura incluyendo los blogs. Su título es "En una tierra libre" y lo ha escrito Jesús Maeso de la Torre (Úbeda, 1949). Es una novela histórica ambientada en la ciudad de Cádiz durante la Guerra de la Independencia (1808 - 1814).

18 ene. 2013

Fragmento I - 4ª Novela (Sin título)

"No podía creer lo que veía. La conocía desde siempre pero ahora volvía cambiada. Ya no era una niña. Había dejado de ser la hermana pequeña de su mejor amigo aunque con los años los tres se habían convertido en confidentes.
Había decidido acompañar a Pablo a recoger a Amanda al aeropuerto. Lo que no sospechaba era como iba a cambiar su vida al verla aparecer."

Elena Velarde
30 enero 2010

16 ene. 2013

Portadas originales


Portada original de la edición estadounidense de 1995 de The Unlikely Romance of Kate Bjorkman – Quiero escribir una historia de amor: 13 capítulos para una novela rosa hecha en casa de Louise Plummer. En España la publicó en 1999 la editorial Montena en su colección Chicas y por aquel entonces costaba 750 pesetas. Me gusta más la portada americana que la española. La trama se desarrolla durante las fiestas navideñas en un pueblo de Minnesota y la portada original seguramente muestre a la pareja protagonista en una escena del libro que se desarrolla en la pista de patinaje del pueblo la mañana del día de Navidad. Me he releído esta novela varias veces, me gusta bastante y me parece divertida porque no es la típica novela romántica juvenil. Otro punto a su favor es que parece una novela inacabada y escrita por una adolescente americana de unos 17 años a mediados de los 90, ya que al final de cada capítulo hay un pequeño apéndice titulado Correcciones que da a entender que se trata de un primer borrador al que le queda mucho trabajo todavía antes de mandar el manuscrito a la editorial pero seguramente ésa sea la intención de la novela. Muy recomendable y amena su lectura. (Fuente: Internet).
Portada estadounidense (también española) de Breaking dawn – Amanecer, cuarta novela de la saga vampírica de Twilight – Crepúsculo protagonizada por Bella Swan y Edward Cullen, y escrita por la escritora mormona Stephenie Meyer. Se publicó en Estados Unidos el 2 de agosto de 2008 por la editorial Little, Brown and Company y en el Reino Unido y Australia el 4 de agosto de 2008. La edición anglosajona en tapas duras tiene 768 páginas. En España la ha publicado la editorial Alfaguara en octubre de 2008 manteniendo la portada original que refleja un par de piezas y parte de un tablero de ajedrez sobre fondo negro. La edición española de tapas duras tiene 829 páginas. (Fuente: http://en.wikipedia.org/wiki/Breaking_Dawn).

14 ene. 2013

Camilla Läckberg II


Camilla Läckberg a principios de mayo 2012. (Fuente: https://twitter.com/camillalackberg).
Su nombre completo es Jean Edith Camilla Läckberg al que añadió el apellido Eriksson durante su primer matrimonio y que fue sustituido por el de Melin al casarse en segundas nupcias y en cuya familia actual hay cinco niños de unos 3, 5, 6, 9 y 10 años, a quienes lleva al colegio. Se casó con un economista y su divorcio fue muy sonado en Suecia, por lo que ha prometido a sus lectores que Erica Falck y Patrik Hedström nunca se divorciarán. Le gusta fotografiarse en contextos familiares, con sus hijos o en su estudio. Se ríe mucho. Es abierta y muy divertida. Habla inglés con acento escandinavo.
Camilla Läckberg firmando libros en Utrecht a mediados de junio de 2012 durante la promoción de la publicación de su octava novela en holandés. En Holanda ha vendido más de medio millón de libros. Sus novelas las publica la editorial Anthos (Fuente: http://www.facebook.com/camillalackberg).
Con 16 años descubrió un viejo álbum de fotos de su padre (Jens Läckberg) y descubrió que él ya había estado casado antes y que tenía dos hermanas mayores que ella. La primera mujer de su padre falleció en un accidente de coche. Su padre murió cuando Camilla Läckberg tenía 19 años.
Camilla Läckberg disfrazada de enfermera asesinada en la fiesta de Halloween de 2012. (Fuente: http://martinmelinblogg.se/category/blogg/).
De pequeña siempre estuvo interesada por las tramas policíacas y solía inventar historias sobre crímenes. Con 7 años descubrió las novelas de Agatha Christie gracias a las que su padre tenía en las estanterías y a partir de entonces se enamoró de la novela policíaca. Con 11 años se pasaba horas leyendo obsesionada novelas negras. Sus ídolos de adolescente eran los escritores de dichas novelas. Ha llegado a quedarse despierta hasta las 5 de la mañana leyendo un libro. Es una ávida lectora de novela negra tanto nórdica como británica. Era la economista sueca más infeliz (estudió Economía y Derecho Mercantil), odiaba ir a trabajar, su sueño era ser escritora y le regalaron un curso de escritura que se llamaba Cómo escribir un crimen organizado por la Asociación de Escritores Ordfront. Se considera hoy mejor escritora que cuando publicó La princesa de hielo.
Camilla Läckberg tomándose el primer café de la mañana en una cafetería de Polonia (donde ha vendido más de 635.000 libros) a finales de octubre de 2012. El café es una bebida que está muy presente en sus novelas. El octavo libro de la saga empezó a escribirlo después del verano de 2010. (Fuente: http://www.facebook.com/camillalackberg).
Camilla Läckberg intenta empezar a escribir a las 9 de la mañana hasta las 4 de la tarde. Se toma su trabajo con mucha seriedad. Es una persona muy perezosa, así que para ella tener disciplina para escribir es lo más duro. Siempre escribe delante del televisor. No tiene blog.  A menudo le tienta mirar Internet y sus emails mientras trabaja. Sus primeras novelas las escribió en una pequeña buhardilla de madera que estaba pintada de blanco, a la que se accede por una minúscula escalera de caracol y donde había un pequeño escritorio, un ordenador de sobremesa, una lámpara y una mesita con la máquina de café. Sus obligaciones familiares y las giras promocionales de sus libros en el extranjero han hecho que haya pasado de escribir un libro al año a escribir dos en 5 años. Con frecuencia queda para comer o cenar con otras quince escritoras suecas nórdicas de novela negra y de otros géneros, beben vino y hablan de la vida, crímenes y maridos.
Entrevistando a Camilla Läckberg en una pista de hielo. (Fuente: Internet).
Camilla Läckberg piensa en el personaje, no en la historia, y en la manera de escribirla. Lo importante es quién es el asesino y porqué ha asesinado. Siempre le han inspirado los escritores anglosajones de novela negra, especialmente Agatha Christie. Cree que lo que le ha aportado al género es un toque moderno al introducir la vida cotidiana de Erica y Patrik. No le interesan el terrorismo global, las mafias… Es tradicional en las tramas. Tiene un estilo muy personal. Piensa que lo perfecto es realmente aburrido.
Escena del segundo capítulo de la serie sueca Fjällbacka Murders, que se emitió el pasado miércoles 2 de enero a las 9 de la noche en SVT1 y que vieron más de 1,9 millones de espectadores en Suecia. El primer capítulo se emitió el pasado miércoles 26 de diciembre y el tercero lo hará el próximo verano. La serie está basada en las novelas escritas por Camilla Läckberg, que también es productora de la serie, y protagonizadas por la escritora de biografías Erica Falck (un 50% del personaje es de Camilla Läckberg) y el policía Patrik Hedström. Ha vendido más de millones de libros en Suecia. (Fuente: Internet).
Camilla Läckberg eligió Fjällbacka como escenario de sus novelas por dos razones: la primera porque es el lugar que mejor conoce y segundo porque los pueblos pequeños son mucho más interesantes que las grandes ciudades porque las emociones, la presión de los vecinos y las apariencias está mucho más concentrada. Para ella Fjällbacka es el lugar más bonito del mundo. Fjällbacka es conocido por sus cigalas, las ostras son de Grebbestad, los mejillones de Lysekol y las langostas de Smögen. Ha escrito y publicado con un amigo de la infancia dos libros sobre la cocina típica de Fjällbacka.

11 ene. 2013

Capítulo 9. "Claire Naranjo" ("Pinceladas al óleo")


"- ¿Cuándo se lo vas a decir? - Le preguntó Draco, que iba al volante, a Hermione.
- No le puedo ocultar que Claire es mi hija. - Dijo Hermione abatida.
- Pero también es suya. - Puntualizó Draco mientras aparcaba.
Ya no lloraba. Esa noche había derramado demasiadas lágrimas. Intuía que su huida y su necesidad de empezar desde cero se debía a su incapacidad de afrontar un embarazo a tan temprana edad. Lo abandonó todo sin saber que pensaba Ron.
- Temo la reacción que puedan tener Ginny, Harry y Ron cuando me vean aparecer con una niña de nueve años y les diga que es mi hija. - Dijo Hermione con la voz quebrada mientras se bajaba del coche y cerraba la puerta del copiloto.
- Se sorprenderán y no podrán evitar hacerte las preguntas más variopintas. - Dijo Draco que intentaba transmitirle serenidad a Hermione, a quien estrechó contra su cuerpo con un abrazo.
- ¿Y qué les respondo? - Inquirió Hermione cada vez más intranquila.
- La verdad.


Ginny había ido a casa de Natalia, una de las hermanas de Alejandro y Judith. No sabía si la iba a encontrar allí. Podía darse la casualidad de que ese domingo tuviese que trabajar en el hospital.
No hacía mcuho tiempo que Natalia se había licenciado en Medicina con uno de los mejores expedientes de su promoción y que había comenzado su residencia tras aprobar el "MIR". Desde hacía varios años mantenía una relación sentimiental con el profesor que le dio Anatomía en primero de carrera, el doctor Jordi Llorens i Fabra, quince años mayor que Natalia.
Le abrió Jordi. Lo observó y pensó que estaba delante de un hombre bastante atractivo. No era difícil adivinar que practicaba deporte con asiduidad. En su cabello color gris ceniza asomaban ya algunas canas y hacía varios días que no se afeitaba.
- Ignoraba que estuvieses en Sevilla. - Le dijo Natalia, que estaba delante del ordenador leyendo unos correos. - ¿Cuándo llegaste?
- Hace un par de días. - Contestó Ginny con una voz casi inaudible.
- Ahora podrás conocer a Judith y a Harry. - Dijo Natalia con júbilo y el rostro de Ginny se ensombreció.
- No sé cuando va a poder ver a Dima. - Intervino Jordi y a Natalia se le cambió la expresión facial. Se acababa de acordar de que Judith se había ido a Inglaterra.
- ¿Dónde están Alejandro y Maya? - Preguntó Natalia que intentaba olvidarse de su metedura de pata.
- En Londres. - Contestó Ginny.
- ¿Dónde te alojas? - Inquirió Natalia con curiosidad.
- En casa de tu hermana. - Respondió Ginny con un nudo en la garganta.
Natalia y Jordi se sorprendieron. No esperaban esa respuesta. Suponían que Ginny diría que estaba con los padres de Natalia. No pudieron sacarle más información porque entonces sonó el teléfono.
- Diga.
- ¡Hola, Natalia! - Saludó alguien al otro lado de la línea. - Soy Harry.
- ¡Ah! ¡Hola!
- ¿Tenéis algún plan para comer? - Preguntó Harry.
- No, - contestó Natalia que miró primero a Jordi y después a Ginny.
- ¿Por qué no os venís a casa?
- De acuerdo, - respondió Natalia sin pensar.


No podía dejar de pensar en Hermione. Sabía que tenía que luchar por ella pero antes debía romper su relación con Leysana.
Buscó su móvil. No se acordaba donde lo había dejado. De repente, vio un sobre cerrado encima de la cama. En él no había nada escrito. Dudó antes de abrirlo. Parecía contener una carta.
Mientras la leía, sonó el timbre. La dejó sobre la almohada y salió de la habitación al oír la voz de Hermione.
- ¿Quién es esta niña? - Inquirió Harry.
- Es mi hija. - Contestó Hermione que intentaba no derrumbarse.
- Bueno, yo me voy. - Dijo Draco mientras hacía girar el pomo de la puerta.
- Gracias, - murmuró Hermione y Draco le sonrió.
Al salir se cruzó con Ginny, Natalia y Jordi. Se extrañó pero decidió no preguntar, ya se lo contarían, y no le dio mayor importancia.
-¡Buenas! - Saludó Natalia al entrar por la puerta. - Soy Natalia, él es Jordi y ella es... - Añadió cuando vio a Ron, Hermione y Claire.
- Ginny Weasley, - puntualizó Ron. - La conozco. Soy uno de sus seis hermanos. Me llamo Ron. - Saludó con un par de besos en la mejilla a Natalia y a Ginny, y con un apretón de manos a Jordi.
- Yo soy Hermione Granger y ella es Claire Naranjo, mi hija. - Se presentño Hermione y siguió el ejemplo de Ron.
Natalia sintió como el vibraba el bolso.


- Tenía mucho miedo. - Confesó Hermione con lágrimas en los ojos mientras servía café a sus compañeros de sobremesa.
- ¿Ése fue el motivo por el que dejaste Inglaterra? - Inquirió Ginny.
- Abandoné mi vida, mis sueños... - Comentó Hermione con un tono de tristeza y miró a Ron que jugaba al ajedrez con el padre de Judith. - Además, no sabía si quería tenerlo.
- Eras casi una niña y es normal que estuvieses llena de dudas. - Intentó así Mariana, la madre de Judith, consolar a Hermione.
- No supe afrontarlo en su momento. - Dijo Hermione con angustia en la voz. - Me falto valor y huí.
- Ron habría renunciado a todo por ti y por Claire. - Dijo Harry que se bebió de un sorbo lo que le quedaba de café.


Aprovecharía su estancia en Sevilla para asistie a un curso, que se impartía en la Facultad de Filología a lo largo del mes de Mayo, acerca de las relaciones que existían entre los recursos literarios y pictóricos dentro de la literatura española e inglesa de los primeros años del Tercer Milenio. Terminaría con un encuentro de jóvenes investigadores donde en media hora podría exponer los resultados de la investigación sobre la que giraba su tesis doctoral.
Harry la acompañó hasta la facultad. Dejaron a Claire con Ron, ya que Ginny tenía cosas que hacer y no podía ocuparse de la pequeña. Así, padre e hija tendrían la oportunidad de empezar a conocerse aunque esa situación le producía incertidumbre a Hermione.
El curso la mantendría ocupada toda la mañana y por la tarde trabajaría con el portátil en casa de Harry. Asimismo, Harry aprovecharía para estudiar en la biblioteca entre clase y clase.
- ¡Hola! - Saludó una chica castaña de pelo largo y rizado a Harry y Hermione , quienes correspondieron al saludo. - Soy Martina. - Añadió al ver a Hermione a quien saludó con un par de besos en la mejilla al igual que hizo con Harry.
- Hermione, - dijo la mujer de ojos color miel.
- Voy a pedirme un café. - Comentó Martina que dejó la carpeta que llevaba entre los brazos sobre la mesa en la que estaban sentados Harry y Hermione. - Ahora vengo, - y se apresuró para llegar a la barra de la cafetería.
Hermione no sabía si preguntarle a Harry quién era esa tal Martina. Le pareció observar que Martina se ruborizó cuando vio a Harry y que sólo podía mirarle a los labios mientras humedecía los suyos.
- Es una buena amiga. - Dijo Harry, que parecía haber leído los pensamientos de Hermione, y a continuación le relató a grandes rasgos cómo la conoció, y cómo nació y creció su amistad.
Para Martina Harry era algo más que un compañero de clase con quien compartir apuntes y horas de estudio, era un amigo en el que podía confiar y que siempre estaría a su lado. Definir su relación con Harry como de amistad le rompía el corazón. Ella quería algo más pero sabía que, aunque luchase por él, nunca sería suyo. Sólo podía desearle a aquel joven de mirada verdosa que fuese muy feliz junto a Judith.
- He ido al despacho a buscar a Dima pero no la he encontrado. - Dijo Martina al llegar a la mesa con la taza de café en una mano y un vaso de agua en la otra.
- Está en Londres, - apuntó Harry.- Se le habrá olvidado comentarte que iba a estar unos días en Inglaterra por asuntos de trabajo.
- Harry, me voy, que ya llego un poco tarde. - Se disculpó Hermione. - Nos vemos luego para comer.


Recordó el día anterior en el callejón Diagon. en Hogwarts y en casa de los Weasley. ¿Por qué Harry se lo había ocultado? ¿Por qué Alejandro lo sabía y ella no?
Judith se encontraba ante un dilema. Creía conocer a Harry pero había descubierto que no sabía nada acerca de su pasado.
Hasta entonces nunca había sentido tantas curiosidad por el pasado de Harry ni tampoco tanta necesidad de llorar.
Ese primer beso en la escalinata de la Catedral era difícil de olvidar.


Jugaban al ajedrez. Observó sus gestos y le recordaron a los suyos. ¿Quién era el padre de Claire? No conocía a Leonardo ni a ninguno de los otros amigos que Hermione pudiese tener fuera de Hogwarts.
Se contaron sus vidas mientras desayunaban. En unos días cumpliría nueve años, por lo que Hermione se había quedado embarazada en el verano que dejaron Hogwarts. Coincidía en el tiempo con las vacaciones que pasaron en Ibiza y Malta, y las pocas semanas en las que compartieron un apartamento en Londres.
Sabía de estrategia y jugaba bien al ajedrez. Tenía talento y también algo de experiencia. No era la primera vez que jugaba.
Ojos color miel como su madre, cabellera lisa como Ginny Weasley y castaña como Hermione Granger. Eso no le ayudaría a saber si Claire era hija suya o no. Sospechaba que las semejanzas entre Claire y su padre tendrían que estar en la personalidad de la niña.
La partida estaba siendo larga como el día anterior con el padre de Judith. No tuvo oportunidad de poder jugar con Claire quien perdió. No quería que se alargase más. Se dejaría ganar.
Ron no sabía si preguntarle a Claire por su padre. Prefirió no hacerlo. No quería desilusionarse. Sentía a Claire como si fuese su propia hija.
Jaque mate."

Elena Velarde
Mayo - Julio 2006 (corregido en marzo de 2012)

9 ene. 2013

Capítulo 8. "La magia existe" ("Pinceladas al óleo")


"Lupin le mostró un Londres que Judith nunca se imaginó que existiría. Quería demostrarle que la magia existía y que creyese en ella. Con brevedad le explicó lo que era el mundo mágico, quiénes eran los muggles, las diferencias de clase según el tipo de sangre y la vida de Harry en Hogwarts.
¿Por qué observaba la chimenea? No tenía nada que destacase. Había visto muchas otras de piedra iguales a ésa e, incluso, pudo observar que no la limpiaban con frecuencia. Pasó el dedo por el borde. En su interior aún había restos de cenizas de la última vez que la encendieron.
- Judith, toma. - Le ordenó Lupin y esparció unos polvos sobre la palma de la mano de Judith. - Observa lo que hace Bill.
- Gran Comedor de Hogwarts. - Dijo con voz decidida Bill Weasley, que estaba en el interior de la chimenea, y dejó caer los polvos sobre su cuerpo.
- Judith, ya sabes lo que tienes que hacer. - Dijo Lupin. - No tengas miedo. - Intentó tranquilizarla. - Dilo alto y claro. No seas un torbellino. - Le aconsejó. Lupin la miró a esos ojos tan llenos de dulzura, capaces de hacer derretir a los más gélidos corazones, y, a la vez, de tanta fuerza como los de Lily Evans. Era como si el tiempo se hubiese detenido treinta años y la vida le estuviese dando una segunda oportunidad pero nunca engañaría a dos personas tan queridas para él como eran James Potter y su hijo. Jamás se lo perdonaría.
Se había vestido con unos vaqueros algo envejecidos y un jersey de cuello vuelto que dibujaba sus curvas. Quienes la conocían, sabían que Judith apenas se maquillaba y ese día no era una excepción.
Sabía porque Harry se casó con Judith. Era una mujer a la que le gustaba el riesgo y que no se rendía ante nada. Su mayor atractivo estaba en esa mirada que poseía tan seductora como la de Lily Evans.



- ¡Hola, Lupin! - Saludó con frialdad un hombre vestido todo de negro que los había interceptado en medio de un pasillo. - ¿Enseñándole Hogwarts a tu nueva mujercita? - Preguntó con desprecio. - Soy Severus Snape. - Se presentó.
- Judith Mary Yorkshire, - dijo con cortesía, - y Lupin y yo no estamos casados ni tampoco somos parejas. - Aclaró.
- ¿Podéis explicarme que hace una muggle como tú en Hogwarts acompañada por un licántropo? - Preguntó Snape con sorna. Antes de que le contestasen añadió: - He observado que llevas una alianza, ¿con quien estás casada?
- Con Harry Potter. - Contestó Judith con frialdad.
La desilusión y el odio apareció en el rostro de Snape.
- Tenía la esperanza de que dijeses el nombre de Draco Malfoy. -Dijo Snape con pesadumbre.
- Los sangre limpia nunca hubieséis aceptado que Draco se casase con una muggle. - Argumentó Judith, que mantenía el mismo tono frívolo desde que dijo su nombre, y dejó a Snape sin saber que decir para contraatacarla.
- Pero si ella fuese de sangre azul... - Insinuó Snape.
- ¿Qué quiere decir con eso? - Gritó Judith que cada vez estaba más molesta.
- Draco debería haberse casado contigo, en lugar de con esa asquerosa muggle. - Dijo Snape que desconocía que su querido Draco ya no era un Malfoy desde hacía casi una década.
- No hable así de Valle. - Se exasperó Judith.
- Ella tiene la culpa de todo lo malo que le ha pasado a Draco en los últimos años. - Explotó Snape que ignoraba que Draco le debía mucho a Valle y a Judith.
- Valle no es culpable de nada. No le voy a tolerar que me hable así de mis amigos. - Dijo Judith muy molesta al ver como Snape insultaba a su íntima amiga del colegio. -Si necesita soltar toda la furia que lleva dentro, hazlo con otra persona. Yo ya me cansé de escucharle. - Le dijo tanjante Judith a Snape. - Lupin, ¿puedes seguir enseñándome el resto del castillo y sus terrenos? - Le preguntó Judith con educación.
La miró mientras se alejaba. Le había llamado la atención esa apariencia dulce e inocente que mostraba y que sus ojos color violeta intensificaban. Si al conocerla ya conseguía que la desease cualquier hombre, ¿cómo sería en la cama?
- ¡Severus, despierta! Es una muggle. No puedes pensar así de ella. - Se reprochó Snape a sí mismo.
Debería odiarla. Tenía razones para ello.
- No le has caído bien. - Le susurró Lupin a Judith cuando ya se habían alejado lo suficiente.
- A mí él tampoco. - Dijo Judith.




Judith, pensativa, observaba la lumbre y bebía ron de grosella. ¿Por qué Harry no se lo había contado? ¿No confiaba en ella? Eso fue lo que más le dolió. Necesitaba llorar pero no podía, se lo había prohibido a sí misma.
¿Valle que sabía sobre el pasado de Draco? ¿Y Alejandro, sobre el de Ginny? ¿Habrían tenido Ginny y Draco el valor de contarle a sus respectivas parejas que pertenecían al mundo mágico? ¿Dónde estaba la valentía que Harry había tenido antaño?
Lo suyo había sido un flechazo, sin embargo, el Harry de Hogwarts no era el de veintipocos años que Judith había conocido. "Todos tenemos un pasado" y el descubrimiento del de su marido la había dejado fascinada, pero aún había muchos cabos sueltos que sólo el propio Harry podría aclararle.
Harry ya le había contado que él no había llegado a conocer a sus padres, ya que habían sido asesinados cuando Harry apenas contaba un año. Lupin y Mc Gonagall le relataron a Judith el asesinato de James y Lily Potter. Nunca llegaría a admirar a nadie como lo hizo con Lily Evans que eligió la muerte para que su hijo viviese.
Se había hecho tarde y de la lumbre sólo quedaban las cenizas. Apuró lo que le quedaba de ron y buscó en el bolso una botellita de cristal.
- A La Madriguera. - Dijo Judith decidida y el fuego empezó a crepitar.
Allí la esperaban para cenar los Weasley, su hermano y su sobrina. Lupin también estaba allí, había llegado unos minutos antes.



- La primera vez que tu hermano vino a La Madriguera se nos olvidó que Ginny nos había dicho que era muggle y Alejandro se sorprendió cuando vio que los platos se fregaban solos, las personas de las fotografías lo saludaban e, incluso, le hablaban. - Le contó Molly a Judith después de que esta última relatase su día en el callejón Diagon y en Hogwarts.
- Fue divertido. - Dijo Alejandro con una amplia sonrisa. - Lo asimilé pronto y desde entonces veo la magia como algo natural. A Ginny le ha costado más adaptarse al mundo de la realeza y a que en un principio no fuese bien vista por los ingleses. - Continuó. - Lo que aún no entiendo es porqué Ginny nunca ha querido conocerte. Siempre encontraba una excusa, sin embargo, nunca tuvo problemas con el resto de la familia ni con mis amigos. - Comentó con seriedad.
- Puede que tenga algo que ver con Harry. - Dedujo Judith con una voz cada vez más apagada y con un aire de tristeza que intentaba ocultar.
- Ginny dejó de tener noticias de Harry de un día para otro. - Informó Lupin. - Ginny me acosaba pero no podía contarle nada acerca de Harry. Con el tiempo lo terminó olvidando y dejó de sufrir por una relación que ninguno de los dos dio por finalizada en su momento.
- Lo que aún no entiendo es porqué Ginny siempre se ha negado a conocerme. No sé que le he podido hacer... - Judith no pudo terminar la frase. - Ya no sé que excusas se va a buscar y tampoco le sirven. Ya nos hemos conocido.
- Está en casa de Judith y Harry con Ron y Hermione. - Informó Lupin al ver la expresión de sorpresa, que se acentuó, en el rostro de Molly.
- ¿Ron y Hermione siguen juntos? - Preguntó Molly con el rostro iluminado.
- Lo dejaron hace varios años cuando Hermione se fue a Argentina. - Contestó Judith con pesar.
- ¿Qué razones podría tener Hermione para irse a Argentina y dejar a Ron? - Preguntó Molly algo molesta.
- No lo sé. - Contestó Judith con sinceridad."

Elena Velarde
Abril - Junio 2006 (corregido en octubre de 2010)

7 ene. 2013

Regalo literario de Reyes 2013

En mi familia somos más de Reyes Magos que de Papá Noel y para mí el 6 de enero es el día más especial del año. Este año no he tenido unos Reyes muy literarios salvo por un libro, sino que, sobre todo, me han traído ropa, dinero, complementos y maquillaje.
El libro que he mencionado antes es el de "Cuentos de amor victorianos" de Alba Ediciones y que hacía bastante tiempo que quería leer pero nunca veía el momento de comprarlo o pedirle a alguien de la familia que me lo regalase. Mi intención con este libro es recuperar mi lectura de clásicos dentro de unos meses cuando le toque el turno a estos cuentos escritos, entre otros, por Mary Shelley, Elizabeth Gaskell, Charles Dickens, Anthony Trollope, Henry James, Oscar Wilde y Arthur Conan Doyle.
Espero que os hayan traído muchas cositas los Reyes Magos y que hayáis pasado un día entrañable con la familia. ¿Vuestros Reyes han sido muy literarios?

4 ene. 2013

A contracorriente

"Bonita expresión y también rica en matices.
Muchos escritores, como Poe o Joyce, han conseguido que sus obras y su vida sean estudiadas y admiradas por generaciones posteriores. Todo ello gracias a vivir a contracorriente de la sociedad de su época y a escribir a pesar de llevar unas vidas que podían llegar a ser muy precarias. Necesitaban la escritura y así nacieron grandes obras como "En busca del tiempo perdido" de Proust.
Mi consejo es que dejes de lado los prejuicios y escribas lo que necesites contar. Olvídate de todo y dedícate tiempo a rellenar hojas de un cuaderno si te gusta escribir con bolígrafo o la pantalla del ordenador, tú eliges.
No te rindas a la primera dificultad y experimenta. Intenta innovar. Sé original pero nunca niegues las influencias de otros escritores ni le cierres las puertas a la técnica del intertexto. Escribe sin llegar a caer en el plagio."

Elena Velarde
Mayo 2006

2 ene. 2013

¡¡¡Bienvenido 2013!!!


Ya ha acabado el 2012. Un año que me ha mostrado lo duro que es perder a las amistades de la facultad y el no encontrar trabajo con independencia de la gran cantidad de currículums que entregues. Sin embargo, también me ha demostrado que se puede aprender de esas experiencias y que la decisión de levantarse y salir adelante la tiene que tomar uno mismo aunque pidas ayuda y te apoyes en tu entorno más cercano. Como decisiones importantes que he tomado en 2012 y que me han sorprendido porque me han ayudado a recuperar mi fortaleza y optimismo habituales han estado crear este blog y empezar a prepararme unas oposiciones.
En 2012 he leído un total de 20 libros (tres de ellos en italiano) sin contar los fanfictions que haya podido leer y que al empezar el 2013 sólo me había leído algo más de la mitad de Tras la pasarela de Candace Bushnell. Las lecturas que más he disfrutado han sido las de Algo prestado de Emily Giffin y La sombra de la sirena de Camilla Läckberg. Sin embargo, en 2012 apenas he escrito algo y muchos de los poemas y relatos propios que he publicado en el blog tienen ya unos cuantos años. Si de uno de estos relatos me siento orgullosa es del de Estocolmo, que escribí en diciembre de 2011, sobre todo por y para mí, pero que a mediados de noviembre de 2012 decidí que lo corregiría para publicarlo diez días antes de que acabase el año sabiendo que me arriesgaba mucho si lo hacía como regalo de cumpleaños para una determinada persona, cuya respuesta me ha sorprendido muchísimo, ya que la que me esperaba era o el silencio o una muy negativa.
Mi entrada en el 2013 ha sido accidentada, pasada por agua y rodeada de familiares y amigos. Este año que ha entrado espero que me sorprenda y que esté lleno de experiencias de las que aprender, sueños que cumplir y metas que alcanzar. Me gustaría volver a escribir con asiduidad y que mi ritmo y número de lecturas aumentase. Voy a abstenerme de poner los títulos de la montaña de libros que tengo en el escritorio porque no quiero estresar a nadie.

¡¡¡FELIZ AÑO NUEVO!!!