7 nov. 2016

"Los chicos del calendario. 2. Febrero, marzo y abril" (Candela Ríos)

(Leído en octubre de 2016)
(Fuente: Elaboración propia).
Los chicos del calendario es un interesante y atractivo proyecto editorial. Se trata de una saga romántica-erótica que se ha dividido en cinco libros que abarcarán los doce meses del próximo año 2017. Hoy reseño el segundo de ellos, cuya acción transcurre durante los meses de febrero, marzo y abril del citado año aunque la referencia temporal de que el 1 de febrero es lunes da a entender al lector que la historia transcurre en 2016 y no encaja bien con las referencias temporales que se mencionan en el primer libro. Ediciones Urano la ha publicado en España dentro de la colección Sombras del sello Titania el pasado lunes 3 de octubre de 2016. Se trata de una edición denominada rústica con solapas que cuesta 15 euros (el e-book cuesta 5,99 euros). Tiene 384 páginas y 33 capítulos.
A diferencia del primer libro, definiría la trama de este segundo sólo como romántica, ya que las escenas eróticas apenas ocupan una cuarta parte de la misma. Dichas escenas eróticas están muy bien narradas y contextualizadas dentro de la trama.
En este segundo libro vemos cómo evolucionan Candela y Salvador y la relación que hay entre ellos. Me han sorprendido bastante los otros tres chicos del calendario y que sean muy diferentes entre sí, al igual que también hay diferencias en la relación que la protagonista establece con cada uno de ellos. Me han gustado los tres personajes y cómo ayudan a Candela a descubrirse a sí misma, a conocerse mejor y a evolucionar como personaje. Sin embargo, he visto como en los meses de marzo y abril en varias escenas había confusiones a la hora de mencionar a un determinado mes y citarlo con el mes equivocado, sólo espero que en los próximos libros tanto la escritora como la correctora y su editora se fijen en estos detalles y lo corrijan antes de que se publique para no confundir al lector.
Otro detalle confuso que he encontrado es al inicio de la novela y es al mencionar Candela Ríos a una compañera suya de colegio que nació un 29 de febrero, referencia temporal que no encaja bien si en el primer libro nos dicen que ella tiene 26 años dándonos a entender que nació en un año no bisiesto como es 1990. Se me ocurren dos opciones para subsanarlo. La primera sería poner el año de nacimiento de Candela en 1988 y la acción de los libros en el año 2015. La segunda sería dejar la acción en el año 2017, decir que Candela Ríos tiene 28 para 29 años y que nació en 1988.
Titania para mí es uno de los sellos editoriales que más cuida la edición y corrección de sus novelas, sin embargo, en la que hoy reseño he encontrado más erratas y confusiones de las habituales. Algunas de ellas ya las he citado más arriba y otra es la de usar como sinónimo del verbo “ir” el verbo “venir”, algo que tiene lógica y que es correcto en italiano y puede que también lo sea en catalán pero no en español. No lo he encontrado una sola vez, sino unas cuantas obligándome a leerlas teniendo que poner el verbo “ir” en lugar del incorrecto “venir”.
Entre las referencias culturales que encontramos en la novela que hoy reseño podemos citar: Instagram, El señor de los Anillos, La guerra de las Galaxias, El informe Pelícano, Los juegos del hambre, Hollywood, Robert Redford, YouTube, la Inquisición, WhatsApp, Google Maps, Antena 3, ColdPlay, Chris Hemsworth, Thor, Física o Química, Maradona, Casablanca, Beckham, Friends, Freud, Juego de Tronos, Vogue, la revista Times, One Direction, Cruyff, Twitter, Armageddon, Pearl Harbour, El diario de Noah, Meetic, Facebook, Paula Echevarría, Gran Reserva, Emilio Gutiérrez Cava, El resplandor, Sheldon Cooper, Sherlock Holmes, Tinder, Crepúsculo, Freixenet, Gossip Girl, La Bella Durmiente, Guardianes de la galaxia, Jurassic Park, Jurassic World, Cuéntame, la Wikipedia, Cinema Paradiso, David el gnomo o La voz.
La novela que hoy reseño se desarrolla a lo largo de tres meses y durante algunos capítulos de dichos meses se desarrollan en Barcelona. La acción del mes de febrero transcurre en Granada y también se citan Canadá, Zaragoza e Inglaterra. La acción del mes de marzo se desarrolla en Haro en La Rioja y también se citan Zaragoza, Nueva York y Puigcerdà. La acción del mes de abril se desarrolla en Muros en La Coruña y también se cita Londres.


Valoración “Los chicos del calendario. 2. Febrero, marzo y abril” (Candela Ríos):
9,2/10

2 comentarios:

  1. Hola,
    Me has matado con lo del año bisiesto jaajajja eso ya es hilar fino fino!! A mí me encantó y la verdad es que no noté lo del verbo porque soy catalana, y si que es verdad que lo usamos así.
    A ver si no tarda el tercero.
    Besotes.

    ResponderEliminar
  2. @La gata en el desván, ¡muchas gracias por comentar! Soy una lectora que se fija muchísimo en los detalles y como historiadora estoy muy familiarizada con los contextos y las fechas. jajaja Un saludo, Elena Velarde.

    ResponderEliminar

Aquí puedes escribir lo que pienses, opines, etcétera sobre la correspondiente entrada pero siempre con respeto. Se borrarán los comentarios que sean ofensivos, difamatorios o spam y aquellos que quieran aprovechar este blog para publicitarse.