28 jul. 2017

#SemanaAutopublicados: Apostemos y leamos novelas autopublicadas


Hoy no pensaba publicar nada en el blog porque ayer por la mañana ya publiqué un interesante post de recomendaciones de vídeos de YouTube, el cual está teniendo muy buena acogida y del que os dejó el enlace por si queréis echarle un vistazo: http://www.pinceladasdeliteratura.es/2017/07/tipos-de-videos-que-encontramos-en-los_27.html. Sin embargo, unas horas después vi un vídeo sumamente interesante en el canal de Esther G. Recuero y así fue como me enteré de la iniciativa #SemanaAutopublicados de Carmelo Beltrán. En un acto impulsivo, he decidido preparar esta entrada improvisada para poner mi granito de arena en mi particular apuesta por autores autopublicados españoles e italianos.
El 9 de octubre de 2014 publiqué en el blog una entrada donde os contaba la percepción que entonces tenía del mundo de la autopublicación y la titulé Jóvenes, noveles y autopublicados, que podéis leer en el siguiente enlace: http://www.pinceladasdeliteratura.es/2014/10/jovenes-noveles-y-autopublicados.html. Si la leéis con atención y entre líneas, os daréis cuenta de que tenía ciertas ideas algo prejuicios sobre este tema. Me alegro de poder afirmar casi tres años después de que mi percepción al respecto ha cambiado y mejorado muchísimo, y a día de hoy no me da miedo apostar por ellos si me presentan un trabajo de calidad, el cual puede llegar a superar al nefasto trabajo de corrección y edición de algunas editoriales tradicionales que llegan a descuidar hasta el presentar el trabajo de un buen diseño de portada y/o una buena corrección del título o la sinopsis. También debo confesar que veo a los escritores autopublicados como unos profesionales que han emprendido y que de alguna manera se han convertido en empresarios. Me ha gustado mucho el vídeo de Esther G. Recuero (Madrid, 1989), del que os muestro una captura de pantalla muy representativa, porque su reflexión y sus anteriores prejuicios sobre el mundo de la autopublicación es muy similar a la mía, aunque en mi caso el cambio en dicha percepción sólo sea desde el punto de vista de una lectora bastante analítica y con cierta tendencia a ejercer de correctora en novelas que lee sólo por placer. Os dejo el enlace al vídeo por si os interesa verlo: https://www.youtube.com/watch?v=aR4lGmX1Zi4&index=1&list=LLTq_0xAjOlcHG1de_E4BWRg&t=1s
Da la casualidad de que esta semana estoy leyendo Caótica Jimena, una novela que está muy bien escrita, corregida y editada casi sin presencia de faltas de ortografías y erratas ni de los laísmos y leísmos característicos de madrileños y castellanos. Sin embargo, creo que se deberían evitar algunas palabras que son demasiado vulgares y malsonantes porque para mí desentonan con el estilo tan cuidado, elegante y detallista que tiene la autora. También soy de las que pienso que dentro de la ficción se deberían poner unos límites con respecto a la vulgaridad que hay en el lenguaje y vocabulario más coloquial.

La autora que ha hecho que desde el otoño de 2014 mi percepción sobre el mundo de la autopublicación haya mejorado muchísimo ha sido Alice Kellen (Valencia, 1989). La descubrí con la primera novela que autopublicó pero la leí cuando Plataforma Neo la editó y publicó en edición de papel el 9 de octubre de 2014. Después decidí apostar por sus otras novelas autopublicadas que me sorprendieron gratamente: Otra vez tú, Sigue lloviendo y Tal vez tú. Tengo pendientes de comprar las ediciones en papel de Otra vez tú y Tal vez tú por dos motivos: el primero porque me gusta leer en papel y el segundo porque pienso que la mejor manera de valorar y respetar el trabajo de un autónomo es pagar por los servicios que oferta, es decir, en este caso sería pagar por la novela que ha escrito, corregido, editado y maquetado un autor autopublicado. (Fuente: Elaboración propia).
2017 es el año que más estoy apostando por autores autopublicados. He empezado este año leyendo a una autora italiana autopublicada, que también es editora y traductora freelance, con la novela Rainy Days de Antonella Senese. Mis otras dos apuestas por autores autopublicados en lo que llevamos de 2017 han sido Abril Camino (La Coruña, 1980) y Andrea Longarela (Valladolid, 1985). De ellas dos y también de Alice Kellen debo destacar las buenas construcciones que hacen de las tramas y subtramas de sus novelas, y de los personajes de las mismas, y desde aquí me gustaría felicitarlas por su trabajo. En los próximos meses me gustaría apostar por la novela debut que va a autopublicar Lana Fry (Valencia, 1985). También me he planteado darle una oportunidad a algunas de las novelas de Saray García (Valladolid, 1984), Estefanía Yepes (Barcelona, 1988) y José de la Rosa (Sevilla,1970).
Viajando hacia mi destino, Decidiendomi destino y Como te veo yo son tres novelas escritas, corregidas y autopublicadas por Abril Camino que me han sorprendido gratamente. Sus tramas son bastante arriesgadas, pero también son realistas, creíbles y muy actuales. En líneas generales las he disfrutado mucho, aunque ha habido detalles que no me han gustado especialmente. Son novelas de muy buena calidad, innovadoras y que entretienen al lector. (Fuente: Elaboración propia).
Me gustaría mencionar en esta entrada a algunos blogs literarios que apuestan por los autores autopublicados y que pueden ser muy útiles contar con ellos para promocionar las novelas y ganar visibilidad, aunque se tratan de bitácoras especializadas en Literatura Romántica. Las administradoras de los blogs La Narradora y Sara Lectora leen y reseñan novelas autopublicadas. Si quieres que te entrevisten, mostrar una escena inédita de tu novela antes de que se publique o contar alguna curiosidad o anécdota sobre la misma, podéis contactar también con las administradoras de los blogs La gata en el desván y Un Lugar Mágico.

Neïra es una autora que me está sorprendiendo mucho por la elegancia con la que escribe, a pesar de que en algunos momentos usa ciertos términos demasiado vulgares que para mí desentonan muchísimo. Un detalle que es de admirar en una escritora que es de Valladolid es la no presencia de laísmos y leísmos que he podido apreciar en estas dos novelas: Valiente Vera, pequeña Sara y Caótica Jimena, evitando así, al menos a mí, momentos incómodos durante la lectura y de tener que leer varias veces una misma frase cambiándole el pronombre o pasándola a pasiva. Con la segunda de ellas me está pasando una cosa curiosa y tiene que ver con la palabra botines, ya que sólo en Sevilla la usamos como sinónimo de zapatillas deportivas siendo éste un detalle que suelo olvidar y cuando me la encuentro en la novela, lo primero que pienso es que se trata de un error de la autora cuando es mío. (Fuente: Elaboración propia).
Para terminar esta entrada dedicada a apostar por los autores autopublicados, me gustaría dejaros una información relativa a la Promoción de VERANO que tenemos en Elena VelardeTrabajo con textos por si os interesa: 
📌 PROMOCIÓN DE VERANO:
20% en todos nuestros servicios:
Asesoría histórica, arqueológica y literaria
📝 Corrección de textos literarios y académicos
📚 Traducción de textos literarios y académicos IT - ES
📖 Informes de Lectura
👩💻Gestión de contenido para blogs y redes sociales
🗓PROMOCIÓN VÁLIDA DEL 1 DE JULIO AL 31 DE AGOSTO, AMBOS INCLUSIVE.
Más información en:
💻 Web: http://elenavelarde.es/
📧 Email: hola@elenavelarde.es  
📞 Teléfono (+WhatsApp): 605563488
📲 Skype: elena.velarde19 

1 comentario:

  1. Muchas gracias por haberte animado al final a participar. Me ha parecido muy interesante todo lo que has contado en el vídeo.

    Tenemos que seguir unidos para promocionar la literatura autopublicada como se merece. Estamos en contacto ^^

    ResponderEliminar

Aquí puedes escribir lo que pienses, opines, etcétera sobre la correspondiente entrada pero siempre con respeto. Se borrarán los comentarios que sean ofensivos, difamatorios o spam y aquellos que quieran aprovechar este blog para publicitarse.